AQUÍ ESTUVO EL AMOR

Más que un título es una esquela. El amor perdura en el mármol cuando es arrebatado: Las flores frescas, cada aniversario, lo atestiguan. Pero, cuando el amor desaparece de la vida, cuando no hay nada más que reproches, es un traje raído, una joya falsa, un recuerdo que queremos olvidar. Y todo lo que me hizo proclamar a los cuatro vientos que, si cayeras al mar, me lo bebería para que no sufrieras daño alguno, suena a estupidez: Con esa cara de nausea que nunca quisiste ver en su rostro. Una cursilada emocional. El abrazo nervioso al cuerpo amado se transforma en petición por triplicado de una cédula, un papel… Y sientes que son cosas que pasan sin pensar. Te das cuenta que están y no paran, aún desconociendo su existencia. Como intentar escuchar el flujo de la sangre en nuestras venas, el paso de la luz por nuestros ojos, el sonido de las hojas de los árboles al desplegarse. Y qué difícil recomponer la porcelana rota del amor. Cuando las pegas, quedan cicatrices oscuras, desconchados de piezas que no lograste adherir. El asa de la lechera que no podrás asir de nuevo, pues se rompería… Aquí estuvo el amor. Las fotos de la alegría nos miran desde las paredes. El circular, infinito, contenido de los anillos, y su anular señal, nos hablan de eternidad ahora truncada. O no. Tras una pérdida, consideramos todo lo que pudo ser y no fue. Es, quizá, el momento de evaluar si lloramos el derrumbe o usamos los cascotes como cimiento de la Esperanza.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. Luz Caruda de Juanas dice:

    Tristemente, es una muy acertada comparación la del amor roto y la porcelana. En mi caso, hubo amor pero hubo también una fractura que empezó siendo pequeña, y siguió siendo pequeña por muchos años, hasta que nos estalló en la cara algo tan irreparable que ni el mejor pegamento hubiera podido adherir el puzzle de nuestras vidas rotas. Él se llevó el perro y yo me quedé a mis hijos. Mis hijos lloraron por el perro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.