PROGRESISTA

Las palabras retratan la realidad. La vida de la realidad toma su forma de la manera en que las palabras son utilizadas. Y tanto manoseo me repugna. Lenguaraces y pamplinosos muestran indecentes sus carencias vistiéndolas de diferencia frente al adversario. Y no son más que eso: Vulgares ineptitudes defendidas por gente aupada hasta el máximo nivel de incompetencia.

Me refiero a la palabra progresista, persona con ideas y actitudes avanzadas; lo repiten hasta el hartazgo nuestros políticos del ala izquierda del espectro político. Como si no se pudiera ser progresista desde otro ala. Se apropian de su significado y lo malean y pervierten; es tan ridículo apropiarse de la progresía… Unas veces vestida de pana, otras con camisa de cuadros; ahora, estéticamente son muy parecidos porque lo políticamente correcto es eso: Que las diferencias sean en el púlpito de congreso pero no en la vida, los gestos.

Todos los progresistas hacen progresar sus ascendentes carreras hacia el sueldo vitalicio y el coche oficial. Con indecentes sueldos, progresistas por supuesto, se alejan del imaginario izquierdista que les dio ese aire tan molón…

Vuestro progreso involuciona hacia la caspa conocida. Lamentables, vuestras palabras abusan de nuestros oídos, vuestros ladridos molestan nuestra inteligencia; triquiñuelas, juegos de niños.

El mayor progreso es que todo el pueblo sea tratado de la misma manera: Como habitantes de una tierra que acoge a todos sin distinguir dialecto, condición o ideología. Que podamos vivir con dignidad, seamos o no de vuestro palo; y dejando de un lado el antagonismo que buscáis para vender motos propias para trabajar por todos y cada uno. Donde las diferencias nos ayudan a crecer y no a alimentar el perro de los miedos pretéritos, de civiles guerras que nunca hubieron de ser.

Dignidad para todos. Si el bien es para todos, todos estamos incluidos.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.