SIEMPRE HAY UN MODO

En el tiempo de la información sin latencia, de los derechos humanos dependiendo de dónde se promulguen; de las luces led en una sociedad tecnologizada, donde no importa lo que consumas si lo puedes pagar: La libertad es un rodeo que va dando la cadena. Lapidaria y maravillosa, esa última frase lo resume todo.

Líderes de la pérfida Albión inventando un nuevo futuro que prescinde del resto de Europa para que los muy ricos sigan ganando cada vez más. No importa que la clase media se vea triturada, siendo la harina que amasa las fortunas venideras: Todo se disfraza por el bien de la mayoría de los “Wealthy guys”.

En la otra orilla, otro zanahorio sigue asustando a la estúpida masa yanqui mientras medra para que sus negocios vayan tan bien como los de sus primos de ultramar.

Y sé que parece insultante hablar de masa y no de individuo. Pero es que el individuo es inteligente mientras que la masa es imbécil. Miedosa y acefálica, se asusta de su propia sombra y da por bueno lo que la televisión estatal berrea.

No. La mera observación de los grupos adelanta sus comportamientos futuros. Se prefiere el clan a la individualidad, la ausencia de criterio a la lucha interior que pare nuevas ideas, rompe fronteras, alienta la creatividad.

Toda cultura que diga de sí misma “soy así” es suicida. La evolución de sus miembros zarandea los cimientos de la costumbre y hace que el futuro no sea predecible, sino esperanzado.

Esta imbécil cultura imperante, ya sea la homogénea china celebrando el setenta aniversario de la mísera uniformidad y la grosera y opulenta aristocracia, ya sea en el occidente pagado de sí mismo, siempre encuentra la manera de despersonalizar a las mujeres, manipular a los niños, llenar los vacíos de canales de deporte y series predecibles.

Hay que dejar de alimentar al reverso tenebroso. Y llenar nuestra mente de luz. Para hacer preguntas y contestarlas.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.