PIRÁMIDE

Cuando te paras te das cuenta de cosas que están ahí: Pero que no reparas en ella por el ruido. La velocidad, el aire chocando contra tus pabellones auditivos, reduce tu capacidad de sorpresa a la mínima expresión; la del móvil que te impide contemplar pues, toda tu atención, está en las cinco pulgadas de su pantalla. Toda una naturaleza puede ser vista a la máxima resolución de nuestros ojos, 576 megapíxeles, y nos conformamos con la miseria que nos venden las aplicaciones…

Caminando hacia el supermercado, escuché en una plaza pájaros. Sonaban como los señores del aire, pues nada les hacía competencia. Siempre han estado ahí: Pero no escuchaba…

El Coronavirus ha venido para quedarse más tiempo del que quisiéramos. Pero trae a nuestra conciencia una oportunidad. Lo bueno y lo malo que siempre están, son ahora más evidentes pues, el ruido, sólo lo tenemos dentro: El exterior ha enmudecido.

Las miserias humanas se ven mucho más nítidas. Y puedo ver cómo los que están arriba vocean sus consignas, pretendiendo ser mejores por desear aquello que no pueden conseguir: Quizá intentan insultar nuestra inteligencia apoyándose en la omnímoda capacidad del estado. Y el estado es todo lo que hay bajo ellos. Y los lamebotas que están mirando los culos de sus señores desde abajo, babean con la posibilidad de promocionarse en la mediocridad del ascenso en tiempos de crisis: Su gestión de la situación los hará candidatos a la incompetencia, elevada a la máxima potencia, de sus jefes.

Haciendo leña del árbol caído, escucho cómo se retuerce la realidad para conseguir réditos: Quedar como fieles cumplidores del ideario del partido atacando a las instituciones que representan al estado; diciendo que contratarán a tropecientos mil entre jubilados y los que aún no tienen título, para no pagarles, mientras muchos están sin trabajo, con mucha experiencia y ganas de luchar…

En la cima de la pirámide, la falta de empatía campea; y el mal de altura potencia la ineptitud.

Menos mal que están los que aplauden a sus iguales a las 20:00

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.