LA CAPACIDAD PARA DETECTAR Y SOLUCIONAR LOS PROBLEMAS DE LOS DEMÁS ES INVERSAMENTE PROPORCIONAL AL QUE TENGO PARA DETECTAR Y SOLUCIONAR LOS MÍOS.

Pues eso.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. vicente morales gómez dice:

    A quién hablas, ¿a la gente, a tí? Y si es a tí, ¿cómo lo planteas, cómo lo haces, por qué eres tan duro contigo mismo? Es cierto que hacemos muchos juicios y nos hacemos muchas concesiones. Creo que sería muy importante entrar en una realidad – un espacio de oración – en el que poder contestar a tantas cosas que permanecen siempre, nos las cuestionamos siempre, y nunca quedamos tranquilos del todo… No es por otra razón que porque solos nunca quedaremos en Paz, ni con los demás ni con nosotros mismos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.